jueves, 18 de octubre de 2012

Dormir todo el día


· LAS ENTREVISTAS EN ROSARIO
· CONTINUAR EL TRATAMIENTO
· VOLVER Y CAMBIAR
· EL DERECHO DE PISO
· EL RETORNO A LA FAMILIA
· ¿MUCHA MALA SUERTE O MUY BUENA SUERTE?
· DEBERIA IR AL MEDICO

Camino tranquila por los pasillos. Cuando llego veo que hay gente esperando en los bancos de al lado de la puerta del consultorio de G. que está cerrada. Golpeo y nadie atiende, entonces pregunto y me dicen que sí, que parece que están atendiendo. Vuelvo a golpear.
Espero parada en frente de la puerta sin saber qué hacer, intentando recordar si habíamos cambiado de día, de horario, hace mucho tiempo que no vengo y estoy un poco confundida. Miro alrededor y me siento justo al lado de la puerta. Al rato sale del consultorio una señora con un bebé, G. la despide con la cabeza asomada al pasillo, después mira para los dos lados y me ve justo cuando me levanto. Hacía mucho que no nos veíamos.
Empezamos hablando del motivo de mi ausencia, estuve de viaje por Rosario, trabajando. Mi tarea era la de hacer entrevistas para un nuevo local que los del bar van a abrir ahí. Hablamos de las chicas que fui viendo, todas tenían en común una especie de fantasía en la que se imaginaban que iban a "hacer carrera" o a conocer por medio de este trabajo a alguien que las salve, algo así como un príncipe azul.
Le cuento que intenté ser sincera, más sincera de lo que hasta ahora fui conmigo misma, y esto porque hasta que no me vi reflejada en ellas no había comprendido del todo bien el tamaño absurdo de mis expectativas respecto a este trabajo.
En un momento, para cambiar de tema, le pregunto si vamos a continuar con el tratamiendo, hace tiempo que venimos teniendo sesiones esporádicas y pareciera que en cualquier momento todo fuera a desaparecer.
Hablamos del derecho de piso que fui y voy pagando, y de cómo me encargo yo ahora de hacérselo pagar a las chicas nuevas.
En toda la sesión me siento cansada y a lo largo del tiempo empiezo a bostezar. Le cuento que tengo sueño, que si fuera por mí dormiría todo el tiempo y que eso mismo hace que me la pase diciendo "mañana empiezo, mañana lo hago". Me sugiere ir al médico para ver si no se trata de un estado de anemia a lo que le respondo que sí, que mañana mismo voy.

Decimoctava sesión:
http://sesionesdeclarita.blogspot.com.ar/2012/10/sesion-18-dormir-todo-el-dia.html